Cómo mejorar habilidades de comunicación en videoconferencias

habilidades de comuicación en videoconferencias

Cómo mejorar habilidades de comunicación en videoconferencias

Debido a la situación provocada por el COVID-19 y la proclamación de estado de alarma en España y muchos otros países del mundo, por seguridad, la comunicación ha pasado a ser casi totalmente digital. Y, en concreto, se ha producido el auge de las videollamadas y videoconferencias.

Por un lado, en el ámbito personal, se prefiere llamar a los seres queridos y familiares, sobre todo a los mayores, para prevenir y asegurar su salud y bienestar. Más allá de la tradicional llamada telefónica, los smartphones y ordenadores nos permiten sentirnos más cerca de todos ellos con el modo vídeo activado.

Además, ahora se pueden realizar de manera gratuita mediante Whatsapp, FaceTime (iPhone), Zoom o Skype, entre otras aplicaciones.
Por otro lado, el mundo laboral también ha tenido que adaptarse a esta nueva normalidad, haciendo todavía más uso de las tecnologías y de internet.

Es por ello por lo que las videoconferencias han sido la única posibilidad de mantener a las empresas en funcionamiento durante la cuarentena o los meses posteriores.

El teletrabajo ya forma parte de la vida diaria de muchos empleados españoles y las videoconferencias su forma de comunicación con compañeros, jefes y clientes.

Pero, ¿son adecuadas nuestras habilidades de comunicación para enfrentarnos a las videoconferencias profesionales?

¿Por qué nos escondemos en las videoconferencias?

Esta nueva forma de comunicación digital a veces puede darnos vergüenza o reparo, y más si nos disponemos a hablar con una persona que no conocemos o con la que no tenemos mucha relación.

El hecho de estar en nuestra casa y tener que activar la opción de la cámara no siempre nos resulta fácil.
Puede deberse a que sentimos que nos invaden, que traspasan nuestra intimidad metiéndose en casa sin haberles invitado.

O porque pensemos que no hay ningún estímulo distractor que desvíe la atención en la llamada y automáticamente creamos que nos mirarán y analizarán a nosotros.

Por lo general, ante una videoconferencia tendemos a “escondernos”, a encontrar la comodidad
hablando solo mediante el micrófono como si se tratara de una llamada convencional.

Tengamos en cuenta que las videollamadas son una buena manera de iniciar o mantener el contacto entre los empleados de una empresa, siempre será mejor ponerle cara a los compañeros y saber con quién se habla exactamente.

Por otro lado, las videoconferencias han ayudado a mantener, en la medida de lo posible, la normalidad anterior. Con ellas se realizan reuniones de varias personas, en las que todas pueden verse, colaborar apoyar o contradecir argumentos del otro como si se estuviera produciendo en la sala de reuniones del edificio de la empresa.

Pensemos que si en nuestra normalidad, nos comunicamos de manera presencial sin ningún tipo de problema o vergüenza con clientes, jefes y compañeros de la empresa, ¿por qué nos da reparo hacerlo de manera digital? ¿Por qué buscamos ocultarnos?

La comunicación digital es un apoyo más, tratémosla como una herramienta que nos facilita la
conexión y el contacto en lugar de como un inconveniente.

Ventajas de la comunicación mediante videoconferencias

Una de las principales ventajas de las videoconferencias es la posibilidad de realizar presentaciones en línea. Con solo darle al botón de “compartir pantalla” se pueden exponer diapositivas a la vez que se explican.

Esto es una buena forma de mantener la atención de los receptores, pues mediante una misma pantalla, miran y escuchan, como si se tratase de un vídeo. Ya no tienen que atender a dos objetos, el proyector de la sala y la persona.

Además, mientras el emisor habla y expone sus ideas observa a su audiencia; sus expresiones,
intervenciones e incluso se puede anticipar a sus preguntas y responder cuestiones en el momento
mostrándolo todo desde la pantalla de su ordenador.

Por otro lado, esta nueva forma de comunicación digital refuerza nuestras habilidades comunicativas, pues estamos aprendiendo a comunicarnos de una manera que no estábamos acostumbrados, mejorándola y perfeccionándola día a día.

Por lo tanto, con el tiempo, seremos capaces de afrontar reuniones y conferencias en modalidad presencial y online sin ningún tipo de problema.

Cómo mejorar habilidades de comunicación en videoconferencias

La comunicación digital puede resultarnos todavía extraña. Muchas personas prefieren el contacto y entablar relación y comunicación presencial.

Puede ocurrir que el hecho de no sentir a personas alrededor en una reunión o no poder establecer
contacto visual directo todavía nos resulte raro y tedioso. Sin embargo, es un reto al que nos debemos enfrentar y superar, y del que saldremos mucho más reforzados.

Saber expresar la información que queremos pensando en la influencia y en los resultados que nos gustaría conseguir, forman parte de las bases de una buena comunicación, ya sea digital o presencial.
Anticiparnos al impacto causado en el receptor y aprender a entablar conversaciones según las
características de nuestra audiencia es fundamental.
Las videoconferencias permiten prestar atención a todos los participantes a la vez y ver sus reacciones.
Por lo tanto, lo más importante para uno mismo es mantener la seguridad y transmitir lo máximo posible a través del tono vocal, ya que, en este caso, la postura o los gestos no son muy fáciles de apreciar.

Esto hace a la voz, la parte primordial e imprescindible de la comunicación digital a través de videoconferencias.
Volvamos a recuperar el control del acto comunicativo a pesar de que sea en modalidad digital.
Aprendamos a no verlo como un impedimento, si no como una ayuda.

Al igual que entrenamos la voz para enfrentarnos a conferencias, exposiciones o ponencias, es hora de entrenarla para afrontar las videoconferencias y salir reforzados y con éxito de ellas.

Por ello, un buen entrenamiento vocal será fundamental para mejorar las habilidades de
comunicación en las videoconferencias.

Cursos de comunicación

Como se ha expuesto, la parte principal de la comunicación mediante videoconferencias es la voz.
Esto se debe a que gran parte de los factores que conocemos y a los que estamos acostumbrados como parte del acto comunicativo presencial, se pierden en esta modalidad.

Por lo tanto, aprender a controlar el acto comunicativo digital con la voz, podrá llevar a la consecución de objetivos y al éxito en este tipo de reuniones.

Además, conocer el tono de voz que se debe usar según la audiencia a la que dirigimos nuestro
mensaje, podrá otorgarnos multitud de beneficios a lo largo de la videoconferencia, como el cierre de un trato con un cliente, nuestra contratación en un puesto de trabajo o pedir ayuda a un compañero.

Uno de los primeros pasos para mejorar nuestras habilidades de comunicación en las
videoconferencias, será perderle el miedo a la comunicación digital, intentar adaptarnos a ella y mantenernos con el control del acto comunicativo con los recursos de los que disponemos, que, en este caso, primordialmente es nuestra voz.

Con mis cursos aprenderás a mejorar tus habilidades de comunicación, atendiendo a la influencia y conexión con tu audiencia y sacándole todo el potencial a tu voz.

Con las herramientas vocales más influyentes enseñadas en los cursos, serás capaz de asentar las bases de una buena comunicación oral, enfrentarte sin miedo a las videoconferencias y ser capaz de controlar el acto comunicativo digital.



error: Contenido protegido / © Copyright Marta Pinillos