Cómo manejar la voz en reuniones y presentaciones

Cómo manejar la voz en reuniones y presentaciones

¿No sabes cómo puedes manejar tu voz en reuniones y presentaciones? Te damos algunas ideas que te pueden ayudar para conseguir que tus presentaciones o reuniones sean mucho más eficaces independientemente de lo que quieras conseguir con ellas.

¿No sabes cómo puedes manejar tu voz en reuniones y presentaciones? Te damos algunas ideas que te pueden ayudar para conseguir que tus presentaciones o reuniones sean mucho más eficaces independientemente de lo que quieras conseguir con ellas.

Consejos para saber cómo manejar la voz en reuniones y presentaciones:

  • Intenta tranquilizarte antes de llegado el momento. Haz cosas que te relajen o te puedan ayudar con eso, o incluso habla de banalidades con otras personas para evitar pensar en cosas que te distraigan de tu objetivo final. Recuerda que todos podemos ponernos nerviosos en una exposición, pero ello no quiere decir que se nos tenga que notar. Aprende a calmar tus nervios.
  • Piensa en lo que quieres decir y dilo. Sin más.
  • Un tono de voz descendente muestra seguridad. Siempre debes mostrarte ante tus interlocutores como una persona segura, pero sobre todo que sabe lo que está diciendo y que está convencida de lo que dice. Si tú te lo crees los demás se lo acaban creyendo, pero para ello debes mostrar seguridad con tu tono de voz. No olvides esto porque muchos buenos productos, muchos buenos trabajos escolares, muchas otras cosas, han perdido su oportunidad por no saber venderse bien.
  • Debes hablar claro, con un ritmo de voz adecuado, haciendo las pausas que consideres necesarias a lo largo de tu exposición. No tengas miedo a hablar ni tengas miedo a hacer pequeñas pausas.
  • No hablar más alto es significado de hablar más claro, ni si quiera de que te hagan más caso. Mantén la entonación adecuada.
  • Cambia el ritmo de voz según lo vayas necesitando. Si mantienes el mismo ritmo en todo momento puedes dar lugar a monotonía y aburrimiento, haciendo que puedan dejar de prestarte atención.
  • Si crees que puedes llegar a trabarte o necesitas aclarar tus ideas, no dudes en aprovechar para animar a que tus interlocutores participen en lo que estás diciendo. Aprovecha lo que puedan decir para prepararte. Practica siempre antes de cada reunión o presentación, dedícale tiempo a ello.
  • Grábate, ya que solo mirarte en el espejo solo servirá para el lenguaje corporal pero no para la voz. No dudes en preguntar a otras personas qué les parece, no tengas miedo al ridículo. Practica hasta que te salga bien, y después de eso vuelve a practicar.

Recuerda que todo se consigue con la práctica, por lo que cuanto más lo hagas a conciencia mejor te puede salir. También puedes ir a algún curso para aprender a hablar en reuniones y exposiciones, ya que allí te darán unas pautas acertadas para conseguir mejorar tus reuniones y presentaciones.

Cómo manejar la voz en reuniones y presentaciones

Cómo manejar la voz en reuniones y presentaciones

Reserva tu Plaza

Para reservar tu plaza o solicitar más información del curso, enviame un mensaje:

Cursos

Comentarios